Indicadores económicos: UF: UTM: USD: ARS: EU: Santoral: Precio de las bencinas
Tercer Juzgado de Letras de Punta Arenas

Ordenan al fisco indemnizar a familia de menor que se quitó la vida en ex hospital

policial
11/01/2017 a las 11:15

Fallo señala que “la organización no actuó como era esperable de un servicio de salud psiquiátrico, a quien un tribunal de familia confió el cuidado y rehabilitación de un infante, y no prestó un eficiente ni adecuado servicio al paciente”.

El Tercer Juzgado de Letras de Punta Arenas acogió la demanda por indemnización de perjuicios presentada en contra del Estado de Chile por la madre y hermanos de Nicolás Fernando Cárdenas Núñez, menor que se quitó la vida en 2010 mientras permanecía internado en la unidad de siquiatría del ex Hospital Regional de Magallanes.
La resolución, dictada por la jueza Isabel Margarita Zúñiga, ordena a pagar por concepto de daño moral la suma de $ 40.000.000 a Elizabeth Núñez Fuentealba, madre del menor fallecido; y $ 5.000.000 a cada uno de los cinco hermanos, más intereses que se generen desde que la sentencia quede ejecutoriada hasta el pago efectivo, además del pago de las costas de la causa.
“(…) la Lex Artis, entendida como un conjunto de prácticas médicas aceptadas generalmente como adecuadas para tratar a los enfermos en el momento presente con las peculiaridades personales de cada paciente, considerando las profesiones cualificadas por su especialización y preparación técnica, cuentan para su ejercicio con unas reglas que en consonancia con el estado del saber de esa misma ciencia, marcan las pautas dentro de las cuales han de desenvolverse los profesionales”, sostiene el fallo.
La resolución agrega que “Lo anterior, hacía en consecuencia indispensable que se adoptaran todas las medidas que era dable esperar para un recinto de salud público como es brindar una atención adecuada, de cuidado, protección, contención y vigilancia respecto de un menor de tan solo trece años de edad, que presentaba un consumo problemático de solventes, de alta complejidad e impulsividad, que quedaba solo en sala de asilamiento, bajo llave, sin supervisión permanente de algún funcionario, con altos niveles de angustia, olvidando que se trataba de un niño”.
“En efecto –continúa–, la organización no actuó como era esperable de un servicio de salud psiquiátrico, a quien un tribunal de familia confió el cuidado y rehabilitación de un infante, y no prestó un eficiente ni adecuado servicio al paciente Cárdenas Núñez, lo que terminó con su muerte producto de un ahorcamiento, lo que provocó daño a los actores, que deberán ser resarcidos”.


PUBLICIDAD

Pingüino Multimedia entrega este espacio a su público para la expresión personal de opiniones y comentarios, apelando al respeto entre los usuarios y desligándose por completo del contenido de los comentarios emitidos.

Comentarios


PUBLICIDAD
Más noticias
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD