Indicadores económicos: UF: UTM: USD: ARS: EU: Santoral: Precio de las bencinas
Magaly Celedón esposa de José Márquez Saldivia:

“Si fuera él estaríamos un poco más en paz, pero faltaría aclarar lo que ocurrió”

policial
09/08/2017 a las 16:00

Ante el hallazgo de osamentas en Tierra del Fuego, una de las hipótesis apunta a que podría tratarse de José Márquez, trabajador que desapareció en enero del 2015, lo que deberá ser confirmado una vez finalizadas las pericias que realiza la PDI y el Servicio Médico Legal de Punta Arenas.

Mucha incertidumbre se ha generado entre los familiares de personas desaparecidas en Punta Arenas tras el hallazgo de osamentas humanas que se realizaron durante este lunes en Tierra del Fuego, a unos 17 kilómetros al sur de Porvenir.

Son varias las hipótesis que se han generado referente a este tema, tomando fuerza una de ellas: la de José Márquez Saldivia, trabajador que desapareció en enero del 2015 y de quien nada se ha vuelto a saber.
Ayer, Diario El Pingüino dialogó con su esposa Magaly Celedón y su hija Constanza Márquez, quienes se refirieron al hallazgo de las osamentas humanas y las probabilidades de que se trate de su ser querido.

Magaly Celedón, señaló que si se tratara de su compañero, que estuvo con ella durante 28 años, podrían encontrar parte del consuelo que hasta el momento no existe, llevándole un poco de tranquilidad. “Realmente si fuera él estaríamos un poco más en paz, pero faltaría aclarar lo que ocurrió, cómo llegó ahí y qué es lo que hay atrás de esto. Yo sé que hay gente que tiene que saber algo, ojalá puedan decir, contar lo que ocurrió”, señaló la mujer.

Consultada sobre cómo ha sido este tiempo, dijo que está muy apenada al saber que José ya no está a su lado.
“Cuando me acuerdo lloro mucho, de hecho a veces hasta me enojo con él, tratando de explicarme por qué pasó esto. Veo su foto y le pregunto por qué me dejó sola. Fueron 28 años juntos, ahora ya serían 31 años, es mi compañero, cuando había problemas de trabajo nos íbamos los dos a trabajar a la pesquera, pero siempre juntos”.

Por su parte la hija de ambos, Constanza Márquez, señaló que lo primero que deben hacer es esperar que se realicen las pericias por parte de la Policía y ver qué es lo que ocurre, agregando que de tratarse de su padre, habría que indagar qué fue lo que ocurrió. “Hay que esperar qué resultados tienen las pericias. Uno de mis tíos se tendrá que hacer la muestra de ADN que piden para ver si se trata de mi papá, si es así claramente vamos a estar un poco más tranquilos, pero ahí viene la segunda etapa, saber qué pasó, qué le hicieron, quien está detrás de todo esto”, señaló la joven.

Con respecto a cómo ha seguido su vida, indicó que “estoy estudiando en Santiago, tratando de seguir adelante con la vida. No me gusta llorar delante de la gente y menos de mi mamá, ahora lo que queda es sólo esperar a ver qué es lo que pasa. Me tenía que ir el jueves, pero corrí mi viaje para ver qué ocurre, con el tema del celular y las vestimentas, que quizás puede ser más rápido que el tema del ADN”.

Diligencias PDI
Las osamentas encontradas en Porvenir fueron trasladadas por personal de la Brigada de Homicidios hasta Punta Arenas, donde se realizarán diversas diligencias. El jefe (s) de la BH, Orlando Yáñez, manifestó que la primera diligencia permitirá establecer si existe relación entre todas las osamentas encontradas, es decir si pertenecen a la misma persona. 

“En base a la concurrencia de ayer (lunes) podemos señalar que las osamentas fueron trasladadas por funcionarios de la Brigada de Homicidios a Punta Arenas, con la finalidad de realizar las pericias de rigor, fundamentalmente en dos etapas: la primera radica en que todas las osamentas que levantamos del sitio del suceso y que fijamos con el Laboratorio de Criminalística, para poder establecer que son de la misma persona, con la finalidad de una vez que tengamos esa información  poder realizar las muestras de ADN con los distintos familiares que se han acercado a nosotros, y dar con la identidad de esta persona”, dijo el oficial.

Consultado sobre el hallazgo de un teléfono celular, informó que éste deberá ser enviado a la capital para que sea periciado.
“Hay que comprender que el lugar geográfico y que la especie que se encuentra no está en condiciones de tener un reconocimiento inmediato, por lo que será trasladado al Laboratorio de Criminalística a nivel central, a la sección de Infogenería, para extraer el máximo de información y obtener la identidad del dueño o la mayor cantidad de antecedentes que nos permitan dar con él. Tenemos el modelo, pero será materia de la investigación hasta que podamos establecer la primera etapa”.

Yáñez, agregó que no se puede entregar un tiempo fijo para el término de las diligencias, y que sólo esperan que las pericias terminen de buena forma. “En lo que respecta al tiempo de las pericias a las osamentas, queremos que una de las repuestas que vamos a tener es descartar que sea un hallazgo arqueológico, y respecto al sexo de la persona tenemos una hipótesis, pero queremos ser mesurados y esperar las pericias respectivas. Las osamentas serán trasladadas al SML, no tenemos fecha exacta, son pericias de complejidad y esperamos que estén lo más pronto posible para establecer la identidad”.

Respecto a si las osamentas mantenían alguna lesión evidente, manifestó que a simple vista no, pero deben hacerse las pericias más a fondo en el Servicio Médico Legal.
“En el reconocimiento externo de las osamentas que realizaron los oficiales de la BH, no se encontró ninguna evidencia de traumatismos que pudiésemos determinar que hay participación de terceras personas, pero esto se deberá confirmar por las diversas diligencias. Eso va paso a paso, primero determinar que todas las osamentas sean de una misma persona y dar con los familiares de quien quiera que se trate”.

Una de las hipótesis que se maneja en relación al hallazgo es que la fauna habría actuado sobre el cuerpo, acelerando el proceso de descomposición.
“Las osamentas no presentan tejido blando, por lo que hace presumir que la fauna del lugar podría haber irrumpido al cuerpo. Se encontraron un cráneo, una parte de la columna, de la parrilla costa, fémur y podría ser uno de los pies. Lo fundamental, reitero, es que se pueda tratar de una persona, considerando que son varios los accidentes en alta mar que se han registrado”.

Otra de las especies encontradas son vestimentas, las cuales presentan abundante deterioro, por lo que se está haciendo un trabajo de recuperación para que los familiares puedan reconocerlas.
“Tenemos dos vestimentas, que estaban con las osamentas, pero esas están siendo tratadas para poder recuperarlas de la mejor forma y así puedan servir para reconocimiento de los familiares. Están bastante complicadas las vestimentas, pero con el tratamiento se podría recuperar bastante”.
El hallazgo fue realizado por un pescador que se encontraba trabajando en cercanías del borde costero de Tierra del Fuego, dando aviso de inmediato a los entes respectivos.


PUBLICIDAD

Pingüino Multimedia entrega este espacio a su público para la expresión personal de opiniones y comentarios, apelando al respeto entre los usuarios y desligándose por completo del contenido de los comentarios emitidos.

Comentarios


PUBLICIDAD
Más noticias
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD