Aceptaron los cargos de la acusación fiscal

Amigos fueron condenados por arrendar casa para cultivar y comercializar marihuana

policial
11/01/2019 a las 16:00

Uno de ellos recibirá una pena en libertad, por lo que ayer, tras casi dos meses en prisión preventiva, salió de la cárcel. En tanto, el otro imputado al mantener condenas anteriores debe esperar la sentencia del próximo martes.

Ayer, dos amigos que fueron detenidos el año pasado, luego de arrendar una vivienda para exclusivamente cultivar marihuana, en un procedimiento abreviado aceptaron los hechos de la acusación fiscal y fueron condenados.

En la audiencia, el fiscal Manuel Soto acusó verbalmente a los dos imputados por los hechos que se registraron el horas de la tarde del 23 de noviembre del año pasado, cuando personal de la Sección especializada de drogas OS-7 de Carabineros, en virtud de una orden de investigar emanada de la Fiscalía de Punta Arenas, por cuanto Daniel Contreras Galindo y José Ojeda Ojeda, quienes arrendaban una vivienda en el Pasaje Mateo Karmelic, en el sector poniente de Punta Arenas, lugar hasta donde el personal policial posicionó a ambos quienes ingresaban al inmueble de manera frecuente desde varios días. Tras permanecer unos minutos en el lugar, hacían abandono de la vivienda. En esas circunstancias, personal especializado les indicó a los imputados que se mantenía una denuncia en su contra por cultivo ilegal de plantas de cannabis sativa al interior del inmueble. En esos instantes, el imputado Contreras Galindo, entregó voluntariamente una cantidad de marihuana que transportaba, asimismo autorizó al personal policial al ingreso al inmueble, encontrando en el interior dos habitaciones destinadas al cultivo, con cuatro carpas debidamente equipadas para el cultivo de cannabis sativa, y 14 plantas en proceso de crecimiento en maceteros. En el piso se encontró también marihuana en proceso de secado. En un refrigerador había más sustancia ilícita que arrojó que se trataba de cannabis sativa. En el living mantenían 21 maceteros con restos de plantas de cannabis sativa.

Con estos antecedentes, se detuvo al imputado José Ojeda Ojeda en su domicilio del Barrio Prat, quien entregó sustancia ilíctia que mantenía en su poder y dinero en efectivo.

En total fueron 19 plantas y 1 kilo 948 gramos de marihuana en proceso de secado, no contando con la autorización para cultivar, o que hayan sido para consumo.

Con estos antecedentes, se les acusó a los imputados por el delito de plantación, cultivo y cosecha de cannabis sativa, en calidad de autores.

En relación a Contreras Galindo al no mantener antecedentes y al colaborar con la investigación se le otorgó una atenuante, mientras que a Ojeda Ojeda, también la colaboración en el esclarecimiento de los hechos. Sin embargo mantiene condenas anteriores, entre ellas por microtráfico de drogas. Ante esto, la Fiscalía solicitó una pena de 541 días de presidio para ambos, Fue así que el juez Pablo Miño indicó que la sentencia se dará a conocer el martes 15 de enero a las 12.30 horas, donde a Contreras Galindo se le modificó la prisión preventiva, recuperando su libertad quedando con arraigo regional, mientras su amigo, al no rehuir los requisitos deberá esperar hasta conocer la pena que se le aplicará.


PUBLICIDAD

Pingüino Multimedia entrega este espacio a su público para la expresión personal de opiniones y comentarios, apelando al respeto entre los usuarios y desligándose por completo del contenido de los comentarios emitidos.

Comentarios


PUBLICIDAD
Más noticias
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD