31 de julio de 2021
El tiempo - Tutiempo.net

Avenida España #959
61 2 292900

Súmate a nuestras redes sociales

Ediciones Anteriores

Buscador de noticias

RECIBE GRATIS

Diario El Pingüino todos los días donde quieras.
Lo último de nuestras redes sociales
Era el último integrante del grupo que habría participado en la quitada que faltaba detener

Encarcelan a sospechoso de disparos en quitada de drogas en que casi matan a víctima

tribunales
19/06/2021 a las 12:05
Pinguino Web 2
4153

Conocido bajo el alias de “El Coky”, habría sido el autor del disparo que terminó en el cráneo de la víctima. Prófugo durante siete meses, el tribunal ordenó la prisión preventiva y fijó un plazo de investigación de tres meses.

Con semblante duro, Jorge Aguilar Santibáñez escuchó la decisión del Juzgado de Garantía de Punta Arenas. Cumplirá con prisión preventiva mientras se extienda la investigación en su contra por homicidio frustrado, robo con violencia y disparos injustificados.

“El Coky”, como es conocido, sería el autor de un balazo que se alojó en el cráneo de un contador en octubre pasado, tras una fallida quitada de drogas en la que habría participado junto a otros dos sujetos.


La quitada

Ubicado en el sector norte de Punta Arenas, Jardín de la Patagonia es un barrio tranquilo que lo surca el río Las Minas. En la noche del 20 de octubre las balaceras se tomaron sus calles por una quitada de drogas.

“El Coky” llegó al sector en vehículo junto a Miguel Ángel Raniele y Valeska Segovia. Se detuvieron en la casa de la víctima y la mujer tocó la puerta, solicitando al propietario una botella de agua, pues el auto tenía un problema mecánico.

El propietario le entregó el agua a Segovia, pero todo era un engaño. Raniele ingresó desde el costado del inmueble y la víctima huyó hacia el living, siendo alcanzado por el resto de la banda que también entró.

El grupo amarró a la víctima con cinta de embalaje y cuerdas de guitarra. Para ahogar sus gritos le cubrieron el rostro con un polerón. Ya reducido, la banda registró el inmueble en búsqueda de drogas. De acuerdo a la Fiscalía, en el inmueble había principalmente plantas de cannabis.

Mientras estaba maniatado, los primos del morador lo llamaban incesantemente al celular. Como no respondía, dos de ellos arribaron a la casa y se encontraron con la quitada de drogas.

La banda se vio descubierta y huyó del lugar. Premunido de un arma de fuego, “El Coky” habría abandonado el domicilio con disparos. Se llevaron consigo el teléfono celular de la víctima y tiraron el cargador de la pistola en el camino.

Una de las balas concluyó su trayectoria en el cráneo de un primo del contador. Sufrió un TEC y salida de tejido cerebral. Según la Fiscalía, aún está hospitalizado y en situación de riesgo.

Una munición supuestamente disparada por “El Coky” llegó al marco de una puerta, mientras que otras dos traspasaron el muro de la casa vecina del contador. Estas últimas se alojaron en un vidrio y una caja de pañales.

Los antecedentes de la investigación indican que la banda abandonó su vehículo y fue albergada por Luis Villarroel. Después se fueron a una cabaña en el sector rural de El Andino.

La captura

La Brigada de Homicidios de la PDI descubrió a la banda a mediados de noviembre del 2020, pero Aguilar Santibáñez no estaba entre ellos. Raniele, Segovia y Villarroel quedaron con prisión preventiva, mientras que el presunto autor de los disparos se mantenía oculto.

Tres testigos de los hechos –uno de oídas y dos presenciales, quienes serían el contador y su primo– declararon ante la PDI que el “El Coky” participó de la quitada de drogas y que fue él quien disparó el arma.

A comienzos de junio los miembros de la banda privados de libertad se conectaron al tribunal. La prensa no tuvo acceso, pues “se requirió protección respecto de ellos por información que son antecedentes de la causa”, según el fiscal Fernando Dobson.

Tres semanas después, “El Coky” fue capturado por la PDI y ayer fue puesto a disposición del juzgado. El fiscal Dobson le imputó tres delitos: homicidio frustrado, robo con violencia y disparos injustificados.

El tribunal ordenó que cumpla con prisión preventiva y se fijó un plazo de investigación de tres meses. Gendarmería debe adoptar medidas especiales de seguridad para este imputado.

Pingüino Multimedia entrega este espacio a su público para la expresión personal de opiniones y comentarios, apelando al respeto entre los usuarios y desligándose por completo del contenido de los comentarios emitidos.

Comentarios